viernes, 16 de mayo de 2014

Esos extraños minutos

Esos extraños minutos que tu cuerpo sabe que ya no es hora de trabajar,
donde los ojos se cierran sin compromisos
esperando en secreto que nadie te vea.

Esos extraños minutos que me acuerdo de ti
esperando que no me recuerdes.

Extraño esos minutos extraños donde te deseo
donde no pienso en respirar
y tu tibio cuerpo aparece en mis sueños.

No hay comentarios:

Las madrugadas

Ya no es el miedo lo que nos condena sera la costumbre la que nos matara ya no sera el desvelo o el hambre la que nos mantendrá esperando...